13 trucos para dominar el iluminador

Realza los rasgos, aporta buena cara y despierta la mirada. Aprende a usarlo correctamente.

Todos los maquilladores se quedan con él cuando les preguntas qué tres productos se llevarían a una isla desierta. Incluso por delante de la base de maquillaje, recurren a él porque es como un interruptor para el rostro.

Como su nombre indica, aporta luz a las zonas de sombra: surco nasogeniano (la arruga que se dibuja desde la nariz hasta la comisura de los labios), el hueco de la barbilla, el exterior del ojo, el espacio entre la ceja y la caída del párpado… Además de ir a zonas oscuras, tiene la virtud de llamar la atención sobre los rasgos más favorecedores de cada rostro: alrededor de los ojos, en lo alto de los pómulos y encima del labio superior.

© Mondadori Photo
© Mondadori Photo

Los trece trucos:

  • ¿En qué se diferencia de un corrector?

En que nunca pondrías iluminador encima de un grano. Me explico: el corrector tapa, el iluminador realza. Tampoco tiene cobertura suficiente para tapar una mancha. Es decir, cada uno tiene su función: El corrector, para aclarar ojeras o tapar manchas, rojeces e imperfecciones; el iluminador, para poner sobre las zonas del rostro que sobresalen y que, de esa forma, parezcan irradiar luz.

 

  • ¿Qué efecto tiene si lo pones alrededor de los ojos?

Mal puesto, el de una careta de oso panda. Bien puesto, un par de ojos como dos focos, en el buen sentido. Instrucciones: con el pincel, pon una pequeña cantidad de líquido iluminador sobre la zona de las ojeras y, con ayuda de la yema del dedo anular, difumínalo con suaves golpecitos, hasta conseguir que quede perfectamente fundido. No olvides difuminar hacia abajo hasta que se mezcle con el resto de piel.

 

  • ¿Qué pasa si tengo bolsas?

Que tienes que tener mucho cuidado y poner el iluminador justo debajo del bultito que forma la bolsa, jamás encima (porque de esa forma llamas la atención sobre ella).

 

  • ¿Cuándo se usa, antes o después del fondo de maquillaje?

Da lo mismo. El iluminador puede aplicarse antes, después o mezclado con el fondo de maquillaje. Muchos maquilladores recomiendan aplicarlo lo primero de todo porque, en ocasiones, es suficiente y te ahorra el paso de la base. También se recomienda justo lo contrario: esperar al final para dar los últimos toques de luz.

art2
  • ¿Si uso iluminador puedo usar polvos matificadores?

No sólo puedes… ¡debes! Pero cada uno en el sitio correcto. Los golpes de polvo deben ir en la zona T –frente, nariz y mentón– y solamente ahí. El resto de brillos naturales de la piel hay que dejarlos, incluso potenciarlos con iluminador. ¿Motivo? Al reflejar la luz, se disimulan las arrugas.

 

  • ¿Dónde favorece más aplicar el iluminador?

En los pómulos, en el arco de la ceja o las aletas de la nariz.

Puntos en los que aplicar iluminador en la zona de los ojos.
Puntos en los que aplicar iluminador en la zona de los ojos.
  • ¿Cuántos tipos de iluminador existen?

Fluidos, en polvo y en lápiz.

 

  • ¿Cómo se aplica el iluminador de lápiz?

El iluminador en lápiz suele ser también corrector porque tiene mayor capacidad de cobertura. Depende de la cantidad de producto que se use. Igual que los de pincel, solo tienes que aplicar una pequeña cantidad y difuminar con la yema del dedo.

art3
  • ¿Cómo se aplica el iluminador líquido?

Antes, después o mezclado con la base. Por todo el rostro, consigue un halo de luz espectacular a tu piel hasta los días de agotamiento total.

 

  • ¿Cómo se aplica el iluminador en polvo?

Sólo y exclusivamente cuando ya está el maquillaje terminado y jamás por toda la cara. De hacerlo, puedes parecer sudada. Una buena herramienta es una brocha de pelo suelto no muy ancha. Aplícalo, sobre todo, en lo alto del pómulo.

 

  • Una referencia en sombras y luces

El desaparecido maquillador Kevyn Aucoin era el experto en resaltar los rasgos con luces y sombras. Aunque en este dibujo, sacado de su libro ‘Making Faces’. se vea quizá un poco exagerado, adáptalo para tu maquillaje tomando como guía lo fundamental: hay que iluminar en el centro del rostro y en los huesos. Los tonos más oscuros (que nosotras solemos marcar con polvos de sol), para contornear el rostro y aportarle angulosidad.

 

  • ¿Hay algún truco secreto para usar el iluminador?

Sí: para hacer que los labios parezcan más gruesos. Sólo hay que poner una línea que siga el trazo del arco de Cupido.

 

  • ¿Hay novedades en iluminadores?

Sí, elige un iluminador de nuestro shopping:

  • Teint Miracle de Lancôme

    Es un lápiz Sublimador Creador de Luz Natural. Enriquecido con partículas micro-fluorescentes que aportan luminosidad, muy hidratante y se funde con la piel sin dejar residuo graso. Sirve para iluminar la zona del contorno del ojo y las ojeras, la arista de la nariz o la comisura de los labios y, de un modo general, todas las zonas de sombra del rostro y las irregularidades de la tez. Con SPF 15.

    Truco: Aplicar en torno a la boca para definir mejor el contorno de los labios. Disponible en tres tonos correctores (color piel) y uno iluminador concentrado en tecnología Aura-InsideTM, el aura universal de cualquier mujer que consigue un efecto piel desnuda perfecta y radiante.

    Precio: 33,80€.

  • Magnificent Highlighter de Kiko Cosmetics

    Ilumina la piel al instante con un ligero brillo nacarado. Difumina las líneas de expresión, corrige las imperfecciones y elimina las ojeras. Disponible en dos tonos: Royal Gold and Noble Rosy Silver.

    Truco: Se recomienda aplicar una pizca de producto para crear áreas de luminosidad en la parte superior del labio, contorno interior del ojo o en el puente de la nariz, y en el centro de la frente y sobre las mejillas para lograr una preciosa piel iluminada.

    Precio: 10€.

  • Instaglam Highlighter de Rodial

    Iluminador color beige suave, para dibujar y esculpir el rostro. Su fórmula en crema lo convierte en un producto de fácil aplicación. Los Elastómeros trabajan para reflejar la luz y proporcionar a la piel un brillo jugoso. Contiene vitamina C y E para proteger y suavizar la piel a la vez que la hidrata y la nutre.

    Truco: Con ayuda de la brocha aplicar sobre la parte superior de los pómulos, en el centro de la nariz, en los arcos nasogenianos y en las esquinas interiores de los ojos.

    Precio: 33€.

  • Light Illusion Concealer de Eve Lom

    Este innovador corrector fluido disimula al instante las imperfecciones, las líneas finas y todos los signos de cansancio con solo una pasada. Con un pincel aplicador único, específicamente diseñado para adaptarse al contorno de los ojos, las ojeras desaparecen al momento. Apta para todo tipo de pieles. Disponible en seis tonos.

    Truco: Utiliza un tono más claro en la zona de los pómulos y del arco de Cupido de tus labios para iluminar y definir al instante la tez.

    Precio: 40€.

  • Atashi Daiya Pincel Iluminador

    Trata, ilumina y calma tus ojos con la cosmética sensorial inspirada en Asia, ¡y con la confianza de un laboratorio farmacéutico! Este contorno de ojos iluminador está formulado con Dermosens, activo tecnológico anti-estrés y calmante. Incorpora Eyeseryl, un activo de última generación que favorece de microcirculación del contorno de ojos reduciendo así la apariencia de las bolsas y las ojeras.

    Truco: Sus micropigmentos reflectores de luz iluminan instantáneamente la piel: aplícalo sobre las líneas finas, arrugas superficiales, rojeces y pequeñas manchas.

    Precio: 27,50€.

    En Birchbox

Lo que debes saber YA

Desfiles

Desfiles

Síguenos en:

Follow Me on Pinterest
boton de instagram