Oil Pulling: la última ¿locura? en NY

Amadrinado por Gwyneth Paltrow, el ritual con el que amanecen las neoyorquinas promete entre otros beneficios dientes más blancos... Aunque no está libre de polémica.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Tengo un problema con el mundo de la belleza: por lo general, no creo fervientemente en nada que no sentencie Alexa Chung, pero cuando se trata de un “te juro tía que lo he probado y es milagroso”, pierdo la cabeza qué poco rigurosa sueno a veces, hay que ver.

Así que, cuando María Antolínez, madrileña afincada en Nueva York y health coach en The Nude Collective, me contó los beneficios del Oil Pulling a los que añadió un rotundo: “En serio, aquí están como locos con ello”, supe que no iba a poder resistirme y que yo también lo probaría. Sí, aunque ese Oil Pulling del que todos hablan sea, en realidad, enjuagarse la boca con aceite de coco nada más levantarse. ¿Suena mal?, pues no es algo que hayan inventado los neoyorquinos, en realidad se trata de una práctica Ayurveda (el sistema de medicina tradicional de la India) con más de 3.000 años de antigüedad.

Oil Pulling

 

¿¡¡POR QUÉ enjuagarse la boca con aceite!!?
Como ya habréis notado (y, si no, ¡bienvenidos a Internet!), el estilo de vida saludable está más de moda que nunca. Como prueba, el éxito de las fit girls en Instagram, los zumos verdes y el hecho de que “Cómo hacer quinoa” sea una de las cosas más buscadas en Google en el último año. Por eso, no era de extrañar que algo que prometía limpiar por dentro (empezando por la boca), hacer que la piel brille y aportar energía (y de manera natural) calara hondo en la Gran Manzana. Sí, aunque ello implique pasar el mal rato de meterse una cucharada de aceite en la boca, que muy agradable de primeras no es.

Gwyneth fue una de las primeras que confesó practicar Oil Pulling, hace ya un año. © Cordon Press
Gurú de los remedios naturales, Gwyneth fue una de las primeras que confesó practicar Oil Pulling. © Cordon Press

El idilio con el OP (¿podemos tutearte, querido?) de Kira LePine-Williams, chef y compañera de alegrías de María en The Nude Collective, nació hace ya un par de años y, desde entonces, no ha dejado de practicarlo ni una sola mañana: “Leí que Miranda Kerr decía que este era uno de sus secretos para tener una piel perfecta así que, por supuesto, tuve que probarlo. A la semana ya estaba enganchada”, me cuenta. Y no la juzgo: si lo dice Miranda ¡no sería yo quien lo tirara por tierra…! Lo que no quiere decir que mañana nos levantemos con un cuerpo de pasarela y un Orlando Bloom al otro lado de la cama.

Miranda Kerr es una de las celebrities adictas al aceite de coco. © Getty Images
Miranda Kerr es una de las celebrities adictas al aceite de coco. © Getty Images

Pero a ver, pesada ¡¿qué es eso del Oil Pulling?!
Resumamos: se trata de una práctica que busca favorecer la salud dental mediante el enjuage matutino con un aceite vegetal. Por lo general, suele hacerse con aceite de coco que tiene un sabor más suave y agradable que el resto. Además, su poder antibacteriano y antivírico (a causa del ácido láurico) promete en teoría llevarse por delante toda maleza habida y por haber en la cavidad bucal: bacterias y toxinas que, a través de la boca llegarían al resto del cuerpo.

Oil Pulling

 

“El Oil Pulling ha sido usado durante años para prevenir decaimiento, mal aliento, sangrado de encías, sequedad bucal y labios secos”, reza el estudio de Abhinav Singh y Bharathi Purohit sobre los remedios holísticos para la salud bucodental en el que se tratan algunos puntos de la medicina Ayurveda. A esto se le sumaría un progresivo blanqueamiento, eliminación considerable de placa y un aporte detox al cuerpo: si esas toxinas no van más allá, favoreceremos la desintoxicación del organismo y prevendremos las posibles futuras infecciones. ¿Más beneficios? Una piel más jugosa y un cabello más fuerte y luminoso se unen a la lista del ‘milagro’, según nos cuenta Kira basándose en su experiencia: “Principalmente he notado sus beneficios en la piel. Ahora, rara vez me sale algún granito y brilla más que nunca”.

Ian Somerhalder y el aceite de coco, hace unas semanas en su cuenta de Instagram.
Ian Somerhalder y el aceite de coco, hace unas semanas en su cuenta de Instagram.

El problema es precisamente ese, sus beneficios se basan solo en la tradición, la experiencia y el testimonio de los que lo practican, algo que no resulta suficiente para la Asociación de Dentistas Americanos: “Hasta la fecha no existen estudios clínicos suficientes que avalen que el Oil Pulling reduzca la aparición de caries, que blanquee los dientes o que mejore la salud bucodental o el bienestar general”. Además, advierten de las posibles contraindicaciones: “Existen casos de neumonía lipoidea relacionados con el Oil Pulling. También se han reportado casos de diarrea o malestar estomacal”.

Pero la falta de evidencia científica no frena a muchos que hacen de este ritual una terapia mañanera para empezar el día centrándose en sí mismos, en lugar de pensar en lo que se les va a venir encima al llegar a la oficina. En este punto, María y Kira afirman que, tras haber hecho este esfuerzo, el cuerpo les pide continuar el día con hábitos saludables, desayunando sano y cogiendo fuerzas: “Se trata de hacer algo por ti y para ti nada más empezar la mañana de manera que tu intención, por así decirlo, sea seguir tomando buenas decisiones saludables durante el resto del día”, me aconseja María.

Eso sí, importante: la doctora Blanca Jiménez Meltzer, Odontóloga en la Clínica Dental Dosdoce de Madrid (Paseo de la Castellana, 212), nos advierte que, aunque como profesional no pueda avalar científicamente las bondades de este tratamiento natural, nunca recomendaría realizarlo sin complementarlo con el ritual diario de higiene dental: “Es aconsejable acompañar siempre este enjuague de un mantenimiento de la higiene bucal con un buen cepillado diario (siendo el de la noche el más importante) y de revisiones periódicas con el dentista“, afirma.

Oil Pulling

 

¿Cómo se hace?

  • Lo primero y esencial: hacerse con un bote de aceite de coco. Una de las marcas favoritas de las oil pullers es Nativa (en España habrá que buscarlo en tiendas de productos ecológicos).

Dato a tener en cuenta: el aceite de coco, por debajo de 25ºC, es sólido. Es decir, lo que te metes en la boca es una pasta blanca, brillante y viscosa. Pero no sufras: a los pocos segundos se atempera y se vuelve líquido para poder empezar con el Oil Pulling.

Sí, algo así.
Sí, algo así.
  • Introducir una cucharadita de aceite de coco en la boca y moverlo con la lengua por toda la cavidad bucal durante 20 minutos. Por ejemplo, mientras una se ducha y acicala.
En la ducha, sí, pero procura no cantar.
En la ducha, sí, pero procura no cantar.
  • Es importante hacerlo en ayunascon la legaña aún en el ojo si es preciso. Durante la noche la boca genera placa y toda la teoría del Oil Pulling se basa precisamente en atacarla a fondo antes de llevársela por delante (y hacia el cuerpo) con comida o agua.
  • Se recomienda empezar con cinco minutos, luego pasar a diez y así hasta conseguir aguantar entre 15 ó 20.
Lo que necesitas: un cronómetro y aceite de coco © The Theory NYC
Lo que necesitas: un cronómetro y aceite de coco © Instagram
  • ¡No se traga! Se trata de eliminar las bacterias y toxinas que se han acumulado en la boca, no de arrastrarlas al estómago. Kira recomienda escupirlo en la basura, no en el lavabo, pues los restos de aceite de coco podrían solidificarse en plena tubería “y no queremos hacer una llamada extraña al fontanero, ¿verdad?”, bromea en su web.
Oil Pulling

 

  • El proceso finaliza enjugándose la boca con agua tibia o con agua de sal para después cepillarse los dientes (inmediatamente o después de desayunar).

¿Llegará la moda a España algún día o irá directa al cubo de ‘milagritos no, gracias’? Veremos…

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Lo que debes saber YA

Desfiles

Desfiles

Síguenos en:

Follow Me on Pinterest
boton de instagram