Huevos de pascua rellenos de manzana

Si no puedes resistirte a saborear un delicioso huevo de chocolate, te proponemos esta receta para preparar este dulce de pascua… con un tierno corazón de manzana.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Decía Oscar Wilde que la mejor manera de librarse de la tentación es caer en ella. Si no puedes resistirte a saborear un delicioso huevo de chocolate, te proponemos esta receta (elaborada por el prestigioso chef Marco Salmi para Marlene) para preparar este dulce de pascua… con un tierno corazón de manzana.

© Cortesía de manzanas Marlene
© Cortesía de manzanas Marlene

Ingredientes para 5 huevos:

  • 150 g de chocolate blanco o fondant
  • 5 g de mantequilla de cacao (como alternativa, 2 cucharadas de aceite de cacahuete)
  • Pinturas liposolubles especiales para comida
  • Moldes de silicona con forma de medio huevo

Para la confitura de manzana:

  • 200 g de pulpa de manzana Marlene
  • 50 g de azúcar
  • 20 g de dextrosa
  • 6 g de gelatina neutra

Preparación del huevo:

Fundir al baño maría el chocolate blanco y la manteca de cacao, removiendo y mezclando bien. Colocar el molde de silicona sobre una superficie lisa y rellenarlo con el chocolate. Esperar unos minutos hasta que se solidifique la capa exterior del huevo. Después, girar el molde y darle la vuelta para que escurra el chocolate sobrante del interior y conseguir que el centro del huevo se quede vacío.

Para la confitura de fruta:

A los 50 g de pulpa de manzana convertida en puré, añadirle el azúcar, la dextrosa y la gelatina, previamente hidratada en abundante agua fría. Colocar esta mezcla al fuego durante unos minutos. Remover bien, dejarlo enfriar, y rellenar con ella el medio huevo, ayudándose de una manga pastelera. Dejar que se enfríe y, a continuación, limpiar los restos que queden sobre la superficie de chocolate. En este punto es cuando se unen las dos mitades para obtener el huevo entero. Para adherirlas, basta con deslizar rápidamente las mitades (por el lado liso) sobre una sartén caliente y, a continuación, con el chocolate del perímetro un poco derretido, pegarlas. Decorar después el huevo con las pinturas comestibles de tus colores favoritos… y, después, ríndete a la tentación.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Lo que debes saber YA

Desfiles

Desfiles

Síguenos en:

Follow Me on Pinterest
boton de instagram