Viena, paraíso de las compras vintage

Si ya te cansaste de rebuscar en los mercadillos londinenses y de los precios imposibles de París, fija la mirada en la capital austriaca.

Seguramente, jamás se te hubiera ocurrido pensar en Viena como una ciudad a la que escaparse para una jornada de compras. Sin embargo, la capital austriaca se ha convertido en una opción perfecta para quienes buscan prendas alternativas, únicas, con el toque boho chic perfecto, y sin llegar a precios imposibles, lo cual es un detalle llamativo si tenemos en cuenta que estamos en una de las ciudades más caras de Europa. Y es que el circuito de tiendas de segunda mano y firmas nicho en Austria se mueve a otro ritmo en comparación con el resto de Europa.

Si quieres sentirte como si asaltaras el baúl de la tatarabuela, la oferta de prendas vintage en Viena es bastante amplia. En boutiques como Vintage Flo puedes encontrar desde vestidos para marcarte un charlestón, bordados con pasamanería, a auténticas chupas de cuero de los años 80. No es de extrañar que sean proveedores de compañías teatrales de todo el mundo o que Stella McCartney o Marc Jacobs sean clientes. ¡Y no es la única! Fräulein Maria Kleidsam, por ejemplo, solo acepta prendas de entre 1920 y 1980 en sus estanterías.

Viena vintage
© Flo Vintage

Se encuentran en Freihausviertel, el distrito de moda alternativa de la ciudad. Allí es posible toparse con un Chanel o un Prada de segunda mano (en Silvia Milano o Déjà Vu), pero también con prendas de la antigua RDA mezcladas con un Martin Margiela (en Das Neue Schwarz, El nuevo negro); y no será por falta de estridencias típicas de los 80 y 90 en Centroeuropa (¡Hola, Modern Talking!) que, en el caso de tiendas como Polyklamott, se unen a propuestas de jóvenes diseñadores en lo que es todo un ejemplo de colorido epiléptico.

Kirchengasse, en el distrito creativo Neubau, es también un barrio que se reivindica como ejemplo de compras fuera de las corrientes habituales. Allí abundan firmas nicho de diseñadores locales, muchas de ellas con fabricación exclusivamente sostenible y con acuerdos para el desarrollo de cooperativas en países africanos y asiáticos. UlliKo es una de esas tiendas que, además, llama la atención visualmente por su policromía en negro, blanco y rojo exclusivamente. También la diseñadora Lisi Lang tiene allí su firma Lila; y no faltan ejemplos de firmas escandinavas alternativas en tiendas como Kauf dich glücklich, con su propia cafetería.

Frontal de Lila, la tienda vintage en Vienna de Lisi © Instagram
Frontal de Lila, la tienda vintage en Vienna de Lisi Lang © Instagram

Pero la experiencia de compra boho chic no se limita a las prendas, sino también a los complementos. Bisutería y joyería de vanguardia son los puntales de Nachbarin, una boutique que, además, destaca por su diseño contemporáneo. Y si buscas piezas únicas e incluso con un toque divertido, las encontrarás en Schmuckladen donde debes pasar un buen rato.

Las que no pueden dejar de acumular cuadernos bonitos, lápices chulos y libretitas varias, hallarán el paraíso en Die Sellerie, una boutique creada por cuatro diseñadores gráficos en la que hacerse con todo tipo de productos de papelería curiosos, así como con regalos de interiorismo. Además, está a un paso del Pure Living, una pastelería en la Burggasse donde sirven unos bagels y unos pasteles a los que es imposible decir que no.

Saturday ✔️ Flowers ✔️ Sun ✔️ Have a great weekend everybody ?? #summerinthecity #vienna #diesellerie #igersvienna

Una foto publicada por Die SELLERIE (@diesellerie) el

Menos calórico, pero igual de nostálgico, es el circuito de compras musicales. Si puedes hacerte con una prenda de los años 60, ¿por qué no un disco de vinilo de entonces? Es lo que puedes hacer, incluso con fotogramas, en Teuchtler, en el paraíso musical del distrito 5 de Viena. Rave Up Records incluso cuenta con su propia sección de rarezas; y si lo tuyo son las sesiones de DJ’s en vinilo, es Tongues, en el distrito 7, donde debes ir.

Sería imposible listar todas las tiendas, pues prácticamente cada distrito cuenta con más de una docena de rincones a cuál más interesante. Son boutiques que han tejido una Viena paralela a las historias imperiales, a las de Sissi y los palacios, en las que el estilo bohemio se confunde con la vanguardia que marca una pauta prácticamente desconocida. Sin duda, dan ganas de ir con la maleta medio vacía, que ya la llenaremos allí…

Más información: Turismo de Austria y Turismo de Viena.

Lo que debes saber YA

Desfiles

Desfiles

Síguenos en:

Follow Me on Pinterest
boton de instagram