Vuelve Oxley Gentlemen Club

El club de caballeros (en el que las mujeres son bien recibidas) aterriza por tercer año consecutivo en uno de los rincones con más encanto de Madrid.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Una noche de primavera (que ya sabe a verano con 25 ºC a las nueve de la noche) en el jardín que esconde uno de los palacetes más mágicos de la capital. El plan no suena nada mal así para empezar, pero las apuestas siguen subiendo: un club exclusivo, un gin tonic perfecto en la mano y frente a nosotros Diego Guerreo, uno de los chefs españoles con más talento, preparando en directo uno de sus platos.

Diego Guerrero preparando 'Cebiche de carabinero en roca de sal'. © Cortesía de Oxley
Diego Guerrero preparando ‘Cebiche de carabinero en roca de sal’. © Cortesía de Oxley

La experiencia se vive dentro del club de caballeros que Oxley trae un año más a Madrid para dar la bienvenida al verano. Un punto de encuentro hedonista que nace para el disfrute, pero también para practicar networking.

Emulando el espíritu clásico de los clubs de caballeros londinenses (ciudad de origen de esta ginebra, la única que se destila en frío), Oxley ofrece a todos sus socios un rincón exclusivo y efímero (lo que hace todavía más excepcional la experiencia), hasta el próximo 3 de junio.

La espectacular entrada al palacete, decorado por L.A. Studio. © Cortesía de Oxley
La espectacular entrada al palacete, decorado por L.A. Studio. © Cortesía de Oxley

Abierto para los más de 2.000 socios, pero también para cualquier persona que quiera probar el menú que Diego Guerrero, con dos estrellas Michelin, ha desarrollado inspirándose en la bebida (tel. de reserva: 93 452 16 00).

Un club con acceso restringido y también, como cualquier club que se precie, con sus propias normas que empiezan con nuestra favorita: “Es un club para caballeros donde las damas son bien recibidas”, pero también con algún mantra que nos suena bastante como “la sencillez es el camino más corto hacia la elegancia” o “la moda es pasajera, el estilo es eterno”.

Nos los sabemos de carrerilla, pero volvemos a tomar nota, que nunca está de más.

Cena en el jardín y catas en la biblioteca. ¿Quién da más? © Cortesía de Oxley
Cena en el jardín y catas en la biblioteca. ¿Quién da más? © Cortesía de Oxley
© Cortesía de Oxley
© Cortesía de Oxley
Menú con dos estrellas acompañado del gin tonic perfecto. © Cortesía de Oxley
Menú con dos estrellas acompañado del gin tonic perfecto. © Cortesía de Oxley
El jardín escondido del palacete se abre para socios y comensales a la mesa de Diego Guerrero. © Cortesía de Oxley
El jardín escondido del palacete se abre para socios y comensales a la mesa de Diego Guerrero. © Cortesía de Oxley

Además de la alta cocina de Diego Guerrero, el peculiar espacio deja también sitio a firmas de lujo que aprovechan la ocasión para presentar sus novedades: Vacheron Constantin (de la mano de Perodri Joyeros), la Maison Montblanc, Porche o la sastrería Lander Urquijo.

Uno de los rincones de Lander Urquijo. © Cortesía de Oxley
Uno de los rincones de Lander Urquijo. © Cortesía de Oxley
Enamorado de las vajillas, que compra en sus viajes por todo el mundo, Guerrero ha trasladado todo Dstage hasta la calle Miguel Ángel. © Cortesía de Oxley
Enamorado de las vajillas, que compra en sus viajes por todo el mundo, Guerrero ha trasladado todo Dstage hasta la calle Miguel Ángel. © Cortesía de Oxley

¿Quién se apunta a estrenar así verano?

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Lo que debes saber YA

Desfiles

Desfiles

Síguenos en:

Follow Me on Pinterest
boton de instagram