El día que Trini se apoderó de Anita del Rey

Por:
23 noviembre, 2018
El día que Trini se apoderó de Anita del Rey

Uno de los personajes más entrañables de las tardes españolas es en realidad una mujer de armas tomar, atrevida, divertida y, como ella misma se define, 'fashion victim'.

Cualquier español que tenga una televisión en casa sabe quién es Trini. Aunque no tengas muy claro de qué va la trama de la serie o incluso ni siquiera hayas oído hablar de Acacias 38. Después de cuatro años, Trini se ha convertido en parte del mobiliario de los hogares españoles y Anita del Rey se ha ganado el corazón de sus seguidores con este personaje tan entrañable. “Trini y Anita son lo mismo porque por eso lo hace Anita y no otra persona”, me cuenta la actriz. Mientras nos tomamos un café, en la madrileña plaza de Santa Ana, esta artista todoterreno se permite dedicarle su particular homenaje a ese alter ego que la ha llevado a ser trending topic del horario vespertino. “Frívolamente, a Trini le agradezco la exposición, porque ha sido un personaje fácil, con el que me he divertido mucho y que me ha permitido estar, durante mucho tiempo, en un proyecto muy redondo. Y con eso me refiero a que combina una buena interpretación, un buen look, cae bien y tiene una buena conexión con sus compañeros. No es tan fácil hacer 890 capítulos y estar bien con todo el mundo. Tenemos una suerte brutal”, comenta. “A Trini le agradezco mucho también el momento en el que llegó. No la esperaba, no estaba teniendo una buena época y de repente surgió. La recibí con los brazos abiertos y creo que le di lo mejor de mí”, añade.

Por otra parte, aunque después de todo lo vivido, no se imagina su vida sin Trini, la exintegrante del musical Hoy no me puedo levantar confiesa que su primer contacto con el guión no fue lo más esperanzador: “Cuando lo leí, nunca pensé que fuera ese personaje. ¿Una chica de época, que viene del pueblo, que se casa con un hombre mayor, que la hija la trata mal? A priori te llaman para personajes a los que tú les puedes dar parte de ti. Yo no me imaginaba haciendo un personaje que permitiera que alguien me mirara por encima del hombro. Entonces decía: ‘Esto lo va a hacer una chica rubia, monísima, que parezca pobre y que sea un bellezón’. Pero las directoras de casting me conocían muy bien, llevaban 10 años haciéndome pruebas. Sabían perfectamente cómo era el personaje y lo que yo podía dar. Mi sorpresa fue al encontrarme con una tía que hacía burradas, fuera de las normas, que todo el mundo se lo permitía y que todos iban a acabar queriéndola por cómo era”. Y no se equivocó. “Cuando Diana (su representante) me llamó para decirme; ‘Trini es para ti’, estaba justo delante de la Puerta del Sol y me tiré al suelo a llorar. A la guardia civil casi le da un ataque al corazón”, recuerda entre risas. “Al final, fui la que acabé conquistando a la audiencia. Es el reflejo de la sociedad. Todo el mundo se siente identificado con una chica de bajos recursos, que vive el amor absoluto y que va en contra de las normas o que la gente no acepta. Todas hemos vivido un amor que no debe ser, que no puede ser. Los miedos que tenemos a no ser suficiente, ese es el personaje resumido”, explica.

¿Qué te haría dejar a Trini?

La necesidad de avanzar, hacer otras cosas y ser muy consciente y consecuente con que hay que avanzar.

Hablando de esa hipotética vida fuera de Acacias 38, Anita del Rey tiene claro que le gustaría hacer algo muy físico. “Me encantaría hacer algo muy extremo en plan una tipa enganchada a la heroína o un superhéroe. Algo tipo Tomb Raider. Me gusta mucho trabajar con el cuerpo. Tanto que tengo gestos de Trini que son de ella y no míos pero los he adoptado porque me gustan”, me dice después de reconocer que el personaje se ha apoderado de ella. Por otra parte, la que fuera parte del elenco de La pecera de Eva sabe que no hay reto profesional en el que no se embarcaría. “¿Sabes lo único que no me gustaría hacer? Me gustaría no volver a un bar y no tener que volver a cuidar niños, pero en cuanto a personajes, no tengo miedos”, explica. Con la misma sinceridad arrolladora con la que arrancamos esta entrevista, la también cantante me asegura que eso de tener fanatismos cerrados le parece arriesgado. Por eso, y aunque reconoce que Tarantino y Paolo Sorrentino están entre sus directores favoritos con los que le gustaría trabajar, prefiere no mitificar a nadie. “Imagínate que te llama Amenábar y no te gusta el guión”, bromea ella. Eso sí, consciente de que el cine es su asignatura pendiente como actriz —en la vida es sacarse el carnet de conducir, pero eso ya es otro cantar—, afirma que, aunque le gustaría indagar un poco más en el séptimo arte, el teatro le fascina y los musicales, “a pesar de que no es, como actriz, la experiencia más bestia de mi vida, para mí es perfecto porque me encanta cantar, bailar y actual y normalmente en un musical no haces solo una cosa”, explica.

Por otra parte, a pesar de que Trini y Anita comparten algo más que gestos y escenario, lo cierto es que el vestuario es un aspecto de su vida en el que soy diametralmente opuestas… “Me declaro fashion victim literal”, me espeta con seguridad. “Me fascinan las tendencias y todo me viene bien; no tengo miedo a ponerme nada. ¿Puedo tener limitaciones físicas? Sí, pero ya me arreglo yo subiéndome un poco más el pantalón, bajándome más el top o abrochando o desabrochando un botón”, añade. “Un amigo me decía: ‘Eres un me cago en la moda literal”, confiesa a carcajadas, sentada frente a mí con un mono de ciclista que, según ella misma me cuenta, es una prenda vintage de su armario. “No tengo miedo a combinar las cosas. El problema no es qué ponerte, el problema es no tener prejuicios a la hora de ponértelo. Si tu vas con seguridad por la vida, la gente no te va a mirar por lo que llevas puesto, sino por la seguridad que proyectas. En cuestión de estilismo no hay nada prohibido para mí”. Y así como no se queda con un director, tampoco le pone la etiqueta de “favorito” a ningún diseñador: “Me encanta descubrir las nuevas tendencias y, sobre todo, conocer a los jóvenes diseñadores, en general, y españoles, en particular, que están haciendo cosas nuevas. Ahora mismo apuesto por Juan Carlos Pajares, lo adoro”.

Nunca sales de casa sin…

Sin el móvil y sin bragas. Nunca salgo de casa sin mi seguridad.

Después de admitir su amor incondicional por la biker de cuero, Anita del Rey asegura que no hay prenda con la que esté peleada: “Eso no existe para mí”. “Tu fondo de armario ha de ser del tamaño de un centro comercial”, insinúo… “Hay cosas que creo que nunca faltan, sea la temporada que sea”, se defiende ella. “Como una camiseta básica, un stiletto, un botín con tacón o una falda de piel. Yo soluciono todo con prendas vintage. Mi look normalmente no supera los 100 euros, aunque también tuve mi época del bolsazo y el zapato”, agrega.

Con un 35 de pie —“¿Tú sabes lo que me cuesta encontrar zapatos?”— y extremadamente organizada, Anita del Rey también es una mujer que también sabe disfrutar de una buena tarde de Netflix —aunque lo tenga que apuntar en la agenda con antelación—. “Me gusta consumir series de todo tipo”, me dice después de reconocer que es parte de ese 1 por ciento de la población que N-O H-A V-I-S-T-O P-A-Q-U-I-T-A S-A-L-A-S. “¡Es una de mis cuentas pendientes!”, se defiende ella. “El problema es que cuando hago maratones es con alguien y todo el mundo la ha visto. La verdad es que a Los Javis les tengo mucho cariño porque yo hice las coreografías de La Llamada cuando la Llamada se hacía en el hall de un teatro, hace cinco años. Además soy muy amiga de Lidia San José que me dice: ‘Tía, de verdad, ¿no has visto Paquita Salas?’. La tengo que ver”, decreta.

 

 

Extrovertida y dicharachera, Anita del Rey también es una caja de sorpresas. Y no hablamos solo de su miedo a la oscuridad —“Aunque no lo parezca soy paranoica y si me quedo sola en una casa empiezo a escuchar ruidos. Soy más miedosa incluso ahora que vivo acompañada”—, sino de su destreza en los fogones. “Se me da muy bien cocinar y tengo una gran inquietud por la nutrición. Lo practico a diario. Me gusta mucho que la gente venga a comer a casa lo que yo he cocinado. Como buena alicantina mi plato estrella es la paella, la hago súper bien. También soy una jefa haciendo mezclas raras para aliñar ensaladas, soy buena mezclando ingredientes. No me gusta tirar comida, así que mezclo cosas y descubro nuevos sabores”, agrega con orgullo.

Y después de declarar con rotundidad que de mayor quiere ser actriz, ponemos punto y final a una agradable tarde de otoño. Anita del Rey se despide entonces de mí, con ese estilo ecléctico que la caracteriza, llena de energía y con una luz especial, para asistir a una premiere, con tacones y a lo loco, y derrochando ese savoir faire que, a estas alturas del partido, no sé si lo trae de serie o se le ha pegado de Trini…

Fotos: Javier Lazcano / Cortesía

Etiquetas: ,  

Comentarios

Artículos relacionados

Tenemos que hablar sobre el momento (y el vestido) que vivió de Kate Middleton
Actualidad Tenemos que hablar sobre el momento (y el vestido) que vivió de Kate Middleton

La duquesa de Cambridge tuvo un momento princesa con una creación de Alessandro Michele para Gucci y sí, lo llevó con unos pumps de brillantina.

La admiradora más grande de Michelle Obama es su propia madre
Actualidad La admiradora más grande de Michelle Obama es su propia madre

¿Quién dijo que Michelle Obama no es una celebridad? A veces estos comentarios vienen de las personas más inesperadas

¿Estuvo Brad Pitt  en la fiesta de Jennifer Aniston?
Actualidad ¿Estuvo Brad Pitt en la fiesta de Jennifer Aniston?

Todos soñamos con el regreso de Jennifer Aniston y Brad Pitt. Y esta noticia podría ser el inicio de nuestro sueño realizado.

Trotamundos con GRAZIA

New York I Love You, guía para descubrir la ciudad
New York I Love You, guía para descubrir la ciudad Nueva York es un destino perfecto en cualquier temporada del año y está guía te hará vivirla como una local.
El mejor sabor guía nuestros pasos en esta ruta por los mejores restaurantes de España
El mejor sabor guía nuestros pasos en esta ruta por los mejores restaurantes de España La guía Michelín otorga nuevas estrellas a algunos clásicos y sitúa a nuevas opciones en el panorama culinario nacional.
La Haya, la capital de los hombres guapos
La Haya, la capital de los hombres guapos Te presentamos una guía con los mejores sitios para divertirte, pasear y comer.
Prepárate para descubrir las maravillas de Buenos Aires
Prepárate para descubrir las maravillas de Buenos Aires Preciosos hoteles, tiendas diferentes, obras de arte, restaurantes y experiencias que se salen de lo común son algunos de los atractivos que puedes encontrar en la capital argentina.
Te contamos todos los secretos que harán de Perú tu destino favorito para el próximo 2019
Te contamos todos los secretos que harán de Perú tu destino favorito para el próximo 2019 Toma nota de estos cuatro puntos de interés y prepárate para vivir un viaje de naturaleza, aventura, tradición y cultura.
Estos son los cinco pubs que harán de tu viaje a Irlanda una experiencia inolvidable
Estos son los cinco pubs que harán de tu viaje a Irlanda una experiencia inolvidable Si te gusta la cerveza y lo tuyo lo tuyo es la música celta, no dejes de visitar los hot spots principales de la isla.
Si siempre quisiste navegar en el Titanic, en 2022 podrás hacerlo
Si siempre quisiste navegar en el Titanic, en 2022 podrás hacerlo El Titanic II ya casi está listo para surcar los mares.